Vence la DEPRESIÓN con la Palabra de Dios

¡Un nuevo fluir para los cansados de espíritu!

Es Todo o Nada

“Me buscarán y me encontrarán cuando me busquen de todo corazón.”

Jeremías 29:13

Hoy en día es muy común que compartamos solo una parte de nosotros con nuestra pareja o amigos. Escondemos parte de nosotros ante los demás y eso también lo hacemos con nuestra relación con Dios.

Muchas veces pensamos que tenemos una buena relación con Dios por el hecho de ir una vez a la semana a la iglesia. Pero nos podemos dar cuenta de cuán alejados estamos de Dios en el momento en que una situación difícil se nos presenta y lo último que pensamos y lo que tenemos como última opción es a Dios. Al momento que no podemos con el problema, entonces es cuando recordamos a Dios y nos desesperamos por que su respuesta no llega.

Hay que recordar que Dios está siempre ahí para nosotros y que lo único que desea es una relación fuerte y cercana con nosotros. Y que, así como dice Deuteronomio 4:29, siempre que lo busquemos de todo corazón Dios nos va a escuchar y siempre nos va a responder.

Dios quiere mostrarnos lo que tiene planeado para nosotros y quiere compartir su presencia, y lo único que tenemos que hacer es acercarnos con un corazón sincero y entregárselo completamente. Toma la decisión de entregarte por completo a Dios, que él hará en ti más de lo que tu te puedas imaginar.

Desarrolla tu intimidad con Dios

“Luego hicieron un pacto de buscar al Señor, Dios de sus antepasados, con todo el corazón y con toda el alma. “

2 Crónicas 15:12

A muchas personas se les dificulta la oración o no saben cómo hacerlo. La oración es una conversación directa con Dios. No es un monólogo, es un diálogo entre tú y el espíritu de  Dios. Cuando tu oras tú preparas la atmósfera de tu vida. Por eso es bueno comenzar y entregarle tu día a Dios, en oración. 

Es bueno tener una libreta y la Biblia a la mano mientras estás orando, y así estar preparados para cuando Dios nos hable. Nos puede hablar en el espíritu, por eso es bueno escribir lo que nos dice para tenerlo presente, estudiarlo o compartirlo. Dios también nos puede hablar a través de algún versículo o capítulo de la Biblia.

Para tener una relación íntima con Dios, tu intención tiene que ser genuina y de corazón. Muchas veces comenzamos a orar, pero nuestra mente está distraída en otras cosas y solo estas hablando sin una intención clara. En este caso nuestras palabras están vacías y nuestros oídos no estarían listos para reconocer la voz de Dios. (Isaías 29:13)

Te invito a que comiences una relación íntima con Dios. Toma un momento para iniciar la conversación con Dios, no importa si no lo has hecho antes, solo abre tu corazón y dile lo que está en ti. Dios estara ahí escuchándote y respondiéndote. No importa cuanto dures en oración, lo que importa es que sea sincera, eventualmente tu necesidad por estar en la presencia de Dios será mayor y tu relación con Él será más fuerte. 

Día 2 Conferencia Virtual

Día 1 Conferencia Virtual

¿Qué es lo que causa la depresión?

“Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.”

2 Timoteo 1:7

Hoy en día estamos pasando por tiempos tan difíciles, expuestos a tantas cosas y nuestro espíritu está tan sensible a todo que debemos poner atención a todo lo que estamos sintiendo y que nos estamos permitiendo sentir.

¿Qué es lo que causa la depresión y  el desánimo? Hay muchos factores, pero una de las razones es la desilusión. Desilusión de la vida, de tu pareja, o de expectativas que tenías y viene un desaliento. Otra razón pueden ser experiencias malas que hayan impactado tu vida y te hayan marcado. El fracaso y el compararnos a otros pueden ser factores para caer en depresión, ya que nos hacen estar descontentos con nuestras vidas. 

La depresión es algo que crece, puede comenzar por algunos días en los que te sientes triste o desanimado, y si no le ponemos atención y controlamos nuestras emociones la depresión puede crecer. Dios nos da ese dominio propio para ser capaces de controlar nuestras emociones. 

La depresión nos da un sentimiento de soledad y angustia. Pero en ese momento debemos recordar que Dios siempre está ahí para nosotros, aun cuando nos hemos alejado. Dios nos quiere dar una vida plena y de libertad. Así como lo dice en Juan 10:10 “El propósito del ladrón es robar y matar y destruir; mi propósito es darles una vida plena y abundante.”

Pon atención a lo que sientes, mantente en constante comunicación con Dios, y con su ayuda toma el control de ti mismo para así tener una vida alegre aun en situaciones adversas. 

4 Consejos para CAMBIAR TU VIDA

Lo que pasa cuando AYUNAS y ORAS | PORQUÉ AYUNAR

12 Días de Ayuno y Oración

https://www.youtube.com/watch?v=PFoTnfdQxRU&t=4s